Un grupo católico se manifiesta frente a una exposición de Marina Abramović en Polonia

Marina Abramović se encuentra con su público para la exposición "The Cleaner", el 20 de septiembre de 2018, en el Palazzo Strozzi, en Florencia, Italia. (© Laura Lezza/Getty Images)

En Toruń, Polonia, una docena de polacos católicos se reunieron frente al sitio que alberga la nueva exposición retrospectiva de la artista Marina Abramović para rezar en silencio. El grupo afirmó que Abramović está ligada al diablo y al satanismo.

La exposición se titula "Marina Abramović. Do czysta/The Cleaner", y permanecerá en exhibición hasta el 11 de agosto de 2019 en el centro de arte contemporáneo CSW. El evento no fue muy bien recibido por el público el viernes pasado y la inauguración fue tachada de "satánica" según el sitio Hyperallergic. Durante una visita guiada la siguiente afirmación de Marina Abramović molestó a la comunidad católica del país:

"Crecí de una forma muy espiritual [con una abuela ortodoxa]. […] Como artista, para mí es muy importante llegar al fondo de las cosas. ["The Cleaner"] es una exposición muy personal, una historia profunda. Si vas a lo más profundo de ti mismo podrás convertirte en lo más universal posible. […] Se debe sacrificar todo para ser un artista: familia, todo. Todo eso ocupa tu energía."

Carteles de la exposición "The Cleaner", de Marina Abramović, presentada en el Palazzo Strozzi en Florencia, Italia, el 19 de septiembre de 2018. (© Laura Lezza/Getty Images)

El grupo de manifestantes se organizó a través de Facebook. Cuando el museo se negó a responder a su petición de anular la exposición cerca de cuarenta personas se reunieron para manifestarse de manera pacífica, silenciosa y religiosa.

Entre ellos habían algunos bailarines que habían participado en las obras artísticas de Abramović en el pasado y que protestaban por los salarios injustos que recibieron. En enero de 2019 una centena de bailarines publicaron una carta abierta quejándose de sus condiciones de trabajo con la artista serbia. 

"¿Los curadores les han dicho que en los performances se utilizan cuerpos que son casi esclavos? ¿De personas que necesitan el dinero y aceptarían lo que fuera aunque sea humillante?" 

Hasta el momento no hay ningún proceso legal en contra de la artista y la exposición continuará abierta durante el tiempo previsto. Sin embargo, atención porque las cosas podrían cambiar para Marina Abramović.

Artículo traducido por Ileana Muñoz

Seguir leyendo -> Los Red Hot Chili Peppers tocarán en las pirámides de Guiza

Rédactrice en chef de Cheese et ex-Sorbonnarde, on ne m’a pas demandé si j’aimais le fromage avant d’arriver ici. Mais j'aime bien le fromage, donc tout va bien.