Bebés tatuados y jóvenes torturados: The Kid sublima la angustia de la juventud

¿Cómo escapar de las cadenas que nos atan desde el nacimiento? Esta es una de las preguntas a las que intenta responder The Kid. Las obras de este joven artista contemporáneo de 25 años no reflejan su edad, si no que tratan el determinismo social que se cierne sobre su generación.

contemporary-artist-the-kid-in-his-studio-in-front-of-oil-a

The Kid delante de su ilustración I go alone, óleo sobre lienzo, 2016. (© The Kid, vía Facebook)

Autodidacta, todavía utiliza carbón o la clásica pluma Bic, como hacía para sus primeras obras expuestas. Pero donde sobresale igualmente es en la pintura al óleo o la escultura en silicona, como lo demuestran Too Young to die ?  o As a flower chooses its color (cuidado que te pueden "picar" los ojos). Hoy en París y Ámsterdam, donde prepara su próxima exposición, The Kid se tomó el tiempo entre pinceladas y trenes, para responder a algunas preguntas.

sculpture-rise-and-rise-again-until-lambs-becom

Rise and rise again until lambs become lions, silicona, 2016. (© The Kid, Galerie ALB)

Konbini | Hola, ¿cómo te va la vida?

The Kid | Es un momento emocionante: estoy ocupado preparando mi próximo show, vivo casi permanentemente yendo y viniendo de mi taller de escultura en Holanda a mi taller de dibujo y pintura en París. Trabajo simultáneamente en mi instalación más grande hasta la fecha, con varias esculturas, que será una experiencia inmersiva, y en mis nuevas pinturas al óleo y pintura al temple. La Galería ALB presentará para mi próxima exposición a finales de marzo en el Grand Palais de París, durante la feria de arte de 2017.

¿Necesitas música para crear o silencio absoluto?

Sí, escucho música todo el día y al mismo tiempo tengo la televisión encendida retransmitiendo un canal de noticias gringo. Necesito oir sonidos constantemente, ver imágenes y recibir información en directo en mi entorno para que sirva de estímulo. Ahora escucho a un viejo álbum que escuché en la escuela secundaria, Encore de Eminem.

Te llaman The Kid, pero ¿cómo fue tu infancia? ¿Algún recuerdo juveniles que compartir?

Odiaba la escuela, su autoritarismo cuadriculado y el acoso casi sistemático de aquellos que no cumplían con la norma establecida. Me negué a dejar que me metiesen en su molde. También creo que esto es lo que me llevó a mi primera escultura Do you believe in God? que hice en silicona y en óleo, inspirada en la matanza de Columbine [exhibida en mayo de 2016 en la Trienal del Instituto de Arte Contemporáneo].

¿Tienes un maresto espiritual?

Realmente no creo en los maestros espirituales, pero me sentí inspirado en gran medida tanto por maestros europeos -como Bernini, Caravaggio o Bouguereau- y directores americanos independientes como Harmony Korine, Gregg Araki o Larry Clark.

sculpture-blessed-is-the-lamb-whose-blood-flows-2015-the-kid

Blessed is the lamb whose blood flows, silicona, 2015. (© The Kid/Galerie ALB)

Al igual que en la obra de Larry Clark, que es una forma de crítica de la sociedad contemporánea y su juventud perdida, los personajes jóvenes a quienes tú representas son vulnerables y atractivos a la vez, como los héroes de las tragedias modernas. ¿Es importante para ti que tus personajes y tus obras tengan también una forma de sensualidad a flor de piel?

Siempre me inspiró esta frase de El retrato de Dorian Gray de Oscar Wilde: "Detrás de cada cosa exquisita, hay algo trágico." Creo que esto es en gran parte lo que todas mis obras tienen en común; a pesar de su juventud y su belleza aparente, todos mis sujetos están predestinados a una caída inminente, igual que una flor está condenada a marchitarse. Y trato de capturar con precisión este momento clave de su existencia, deteniéndolos para siempre entre la inocencia y la corrupción.

¿Cuál es el simbolismo detrás de las figuras del buitre y el león en tus esculturas Blessed is the lamb whose blood flows et Rise and rise again until lambs become lions? ¿Por qué dijiste que ningún animal fue dañado en el proceso de creación?

Hay varias interpretaciones posibles respecto a las funciones que desempeñan los animales en mis obras; todo depende del público que las observe y sus propias referencias, que es precisamente lo que me interesa. Algunos pueden ver a los animales como una suerte de "espíritus" o "tótems", como en las antiguas culturas de las tribus indígenas americanas. Otros ven referencias directas a la mitología clásica, romana, griega o incluso egipcia. En algunas culturas, el buitre es visto como el liberador del alma, que desgarra la carne para liberar el alma y darle su independencia cara a cara con el cuerpo; en otras, por el contrario, el "sucio" buitre carroñero es a menudo visto como el opuesto exacto del águila orgullosa y majestuosa, que es en sí el icono último de la libertad y el poder, famoso símbolo del sueño americano que actualmente está en pleno declive.

En cuanto al león, una posible interpretación viene dada por el propio título de la obra Rise and rise again until lambs become lions porque, en la Biblia, Jesús murió cual cordero sacrificado que ha de resurgir cual león orgulloso y valiente. Más allá de los múltiple significados, soy un amante de los animales y, por eso, jamás toleraría que ninguno resultase herido en pro de la creación de una de mis esculturas.

Aprendiste a hacer esculturas de silicona viendo videos de Ron Mueck en internet, ¿no es así? Porque eres autodidacta que no sale de una escuela de bellas artes; YouTube parece ser su mejor maestro.

Por lo que puedo recordar, siempre me sentí en la obligación de dibujar, pintar y esculpir para crear mi propio universo al que escapar. Odiaba la escuela y nunca encajé, lo que suponía una gran dificultad para mí. Pero, en última instancia, ¡fue una bendición! Muchas de mis técnicas me vienen de manera espontánea e instintiva.

Como ya dije, tuve la oportunidad desde una edad temprana a ejercer el dibujo, la pintura y la escultura, así que son naturales en mí. Y pude ver siempre en mi cabeza el proyecto terminado, incluso antes de empezar. Para mí, cada nueva obra es como un gran rompecabezas; sé en aquello que debería convertirse. Así que comienzo a juntar las piezas del rompecabezas y, por supuesto, me encuentro con dificultades en el camino, pero sigo avanzando hasta que cada pieza está en el lugar correcto. Y a pesar de que odio todas las formas de autoridad, sobre todo la que impera en la escuela, me encanta descubrir y averiguar por mí mismo, hasta un punto de obsesión. Así que, sí, si estoy atrapado en una creación, puedo pasar toda la noche investigando en internet y YouTube para encontrar la solución.

¿Los sujetos de tus obras son personajes puramente inventados o personajes reales. ¿Los conoces? ¿Utilizas modelos en vivo en tu proceso creativo?

Bueno, mis obras a menudo se inspiran en eventos -la mayoría de los cuales tuvieron lugar en las últimas décadas en Estados Unidos- y las personas que formaron parte de él. Después, utilizo modelos en vivo que los representan, así como diferentes referencias visuales, para crear mi reinterpretación personal y que resulte representativa de mi generación.

As a flower chooses its color es una de tus pocas obras cuyo sujeto no es un hombre joven, sino una joven madre y su recién nacido -y también, probablemente, una de las más impactantes para algunos. ¿Nos puedes contar más acerca de la idea que condujo a realizar esta escultura?

Quise representar a un recién nacido saliendo del viente y luchando por su derecho a elegir su propio futuro, incluso su rostro ya lleva los mismos tatuajes de pandillas que su madre, que le da vida. ¿Eso significa que el bebé ya sabe que está "jodido" y dijo "que le den" a la vida y al mundo o, por el contrario, que se va a liberar por sí mismo estará del destino que se le va a imponer? ¡Esta es justo la pregunta que le quiero hacer al público!

oke

As a flower chooses its color, silicona, 2014. (© The Kid, Galerie ALB)

Y la bandera americana [en la que la madre está acostada] para mí es la dualidad icónica entre el ideal y la realidad, lo que la convierte en el símbolo perfecto del "claroscuro social" contemporáneo que se da hoy en día. Las reacciones a mis trabajos varían mucho entre los espectadores. Pero, buenas o malas, siempre son apasionadas. Mucha gente, de orígenes sociales y geográficos muy distintos, se ven profundamente conmovidas. A menudo permanecen mucho tiempo ante una obra, como inmersos en un estado de catarsis personal.

Pero algunas obras, como Too young to die?, pueden desencadenar reacciones muy fuertes, sobre todo como consecuencia de un error de interpretación a primera vista, a veces debido al conservadurismo del público. No importa, ¡al contrario!

ok

Too young to die, silicona, 2013. (© The Kid, Galerie ALB)

Al respecto de eso, ¿es importante para ti que algunas de tus obras dejen en shock a la audiencia? ¿Es para hacer que tu mensaje sea más poderoso?

Para ser honesto, no es algo que busco. Lo que me importa es que mi trabajo hable a todo el mundo, desde los transeúntes de la calle hasta los coleccionistas más exigentes. Creo que el arte debe ser para todo el mundo, como la educación o la libertad. Para mí el arte debe hablar de la humanidad, la sociedad. El arte debe representar a su época, agitar al público, iniciar un debate, provocar la toma de conciencia de la gente al ponerles un espejo delante. Y creo que nunca fue más urgente desde la revolución cultural de los años 1960 que ahora.

¿Podrías compartir con nosotros tres o cuatro cuentas de Instagram de artistas cuyo trabajo suelas seguir?

Entre otras: @larryclarkfilms, @ryanmcginleystudios ou @dieantwoord

Puedes seguir la obra de The Kid en Instagram: @artist_the_kid

 

Sigue leyendo -> Este artista español lleva el cubismo a las calles con impactantes murales