Willis Pyle, animador de Disney responsable de 'Bambi' y 'Fantasía', ha muerto a los 101 años

Las grandes obras cinematográficas, en particular las de animación, se mantienen vigentes en la cultura popular de forma atemporal. Willis Pyle, uno de los animadores detrás de algunas producciones con más renombre de Disney, como Bambi Fantasía, ha muerto a los 101 años de edad.

Willis trabajó con Disney en innumerables proyectos que incluyen algunos de los favoritos de todos los tiempos, como Pinocho. Empezó su carrera en animación como mensajero que entregaba mercancía a los animadores de Disney. Según Deadline, fue en 1940 cuando Pyle tuvo una oportunidad y comenzó a trabajar como asistente de animación bajo las órdenes de Milt Kahl (famoso por ser uno de los "nueve hombres de Disney") en el clásico con Geppeto, su hijo de madera y Pepe Grillo.

Desde entonces, participó en dos clásicos filmes de la compañía, Fantasía y la emotiva Bambi. Tras abandonar Disney, siguió produciendo animaciones para otras empresas, incluso trabajó con Walter Lantz en el Pájaro Loco. El talento de Pyle en el campo de la animación también lo llevó a trabajar en el corto de la historia creada por Dr. Seuss, ganador del Oscar, Gerald McBoing-Boing, y Mr. Magoo para United Productions of America.

A la edad de 60 años, Willis Pyle se retiró del mundo de la animación, y en su lugar pasó el resto de su vida pintando. Él no es el único animador notable que ha muerto en los últimos tiempos: la animadora del Studio Ghibli Makiko Futaki, responsable de la animación de películas como El viaje de Chihiro y Akira, murió hace menos de un mes a sus 58 años.

Willis Pyle ha dejado un legado de animación impagable detrás de él, y su contribución a esta industria que ahora se encuentra en pleno crecimiento, siempre será recordada.

 

Sigue leyendo -> Studio Ghibli explica la importancia del género en la animación